Buscar
  • IETSC

EL IETSC ACREDITA A LOS PRIMEROS MAESTROS HONORIS CAUSA EN TRABAJO SOCIAL CLÍNICO

Actualizado: 6 oct


Recientemente el Instituto Español de Trabajo Social Clínico ha hecho entrega de las primeras Aceditaciones Maestro/a Honoris Causa en Trabajo Social Clínico dentro del marco de su plan de Acreditaciones profesionales.


Juan M. Herrera Hernández y Carme Rovira Aler son los primeros Maestr@s Honoris Causa reconocidos por el IETSC.

Gracias por tanto que han aportado y siguen aportando al Trabajo Social Clínico español. Desde el IETSC les estaremos eternamente agradecidos, y este reconocimiento es nuestra forma de poder devolverles un poco de todo lo que habéis aportado.


Como es bien sabido, la especialidad del TSC se encuentra en pleno proceso de desarrollo y consolidación en España, y se han producido importantes avances en los últimos años, como consecuencia de la aparición de la Formación de Posgrado (dirigida por el IETSC), formación continuada, eventos académicos, organización profesional (comisiones en 3 Colegios Oficiales) y apoyo por parte del Consejo General del Trabajo Social.





A pesar del avance que está teniendo el TSC en España, aún la especialidad se encuentra con algunas barreras y dificultades para su consolidación:

  • No hay un criterio consensuado sobre los requistos que ha de cumplir un profesional para ejercer el Trabajo Social Clínico.

  • Existencia de profesionales que se denominan TSC sin tener la formación, experiencia y competencias suficientes.

  • Falta de conocimiento y de visibilidad de la especialidad, tanto dentro como fuera de la profesión.

  • Escasa reputación pública.

  • Desconocimiento por parte del mercado laboral de la existencia de esta especialidad del Trabajo Social y sus aportes.


Por todo lo expuesto anteriormente es que el IETSC desarrolló en 2021 este Plan de Acreditaciones, con el propósito de:


  • Establecer criterios estandarizados sobre los requisitos que ha de tener un o una profesional para ejercer el Trabajo Social Clínico, tomando como base los estándares internacionales de referencia.

  • Dotar de mayor homogeneidad al ejercicio profesional.

  • Comunicar a la sociedad civil que los y las profesionales del Trabajo Social Clínico están altamente especializados y cualificados, y con ello contribuir a visibilizar la especialidad, generar confianza en ella y aumentar su reputación.

Las Acreditaciones del IETSC cuentan con el aval del Instituto Mexicano de Trabajo Social Clínico, establecido mediante el convenio firmado por ambas instituciones en 2021.






NIVELES DE ACREDITACIÓN


Existen cuatro niveles de acreditación, ordenados de menor a mayor grado de cualificación; a mayor grado, se requiere mayor nivel de formación, experiencia y competencias profesionales. Los cuatro niveles de acreditación son los siguientes:

Practicante de Trabajo Social Clínico

Especialista en Trabajo Social Clínico

Mentor en Trabajo Social Clínico


El nivel más alto y más especial de acreditación es el de MAESTRO HONORIS CAUSA EN TRABAJO SOCIAL CLÍNICO, que es el que nos ocupa en este post. Este cuarto nivel de acreditación es el que alcanza un/a profesional cuando se convierte para la comunidad profesional en un referente debido a que ha realizado, durante un largo periodo de años, una contribución reconocida, comprometida y de prestigio para promover el desarrollo del Trabajo Social Clínico. Los Maestros y Maestras son profesionales con un conocimiento avanzado en vertientes específicas de la especialidad, suelen tener alta experiencia clínica y han desarrollado formación, docencia y publicaciones.


A continuación te contamos sobre el primer Maestro y la primera Maestra Honoris Causa.




MAESTRO JUAN MANUEL HERRERA HERNANDEZ


Juan M. Herrera es un trabajador social tinerfeño. Lleva impartiendo docencia en la carrera de Trabajo Social de la Universidad de La Laguna más de 25 años. Su formación de posgrado en materia clínica es muy muy extensa y siempre se ha mantenido ejerciendo la profesión a la vez que la docencia. Tiene una vaga experiencia clínica tanto con casos como grupos, y también una larga trayector científica, con más de 33 proyectos de intervención/investigación social aplicada, 9 libros, 2 manuales, 14 guías de práctica profesional, 9 planes y 7 capítulos de libros, 74 artículos en revistas nacionales, 5 internacionales y 29 en congresos.




Una de las razones fundamentales por las cuales se le ha acreditado como Maestro, es que Herrera ha sido un firme defensor, tanto en la academia como en la práctica profesional, del rol clínico y terapéutico del Trabajo Social por más de 20 años. Ha ejercido de manera incansable un activismo profesional e institucional por la defensa y legitimidad del TSC.


Una de las cosas de las que más orgulloso se siente de su carrera profesional es haber contribuido a poner en marcha el primer gabinete psicoterapéutico municipal dentro de los Servicios Sociales de un Ayuntamiento en la Comunidad Autónoma de Canarias. Dirigió este proyecto pionero desde 2004 hasta 2013.


También nos cuenta la influencia que tuvo la obra de Amaya Ituarte (1992) en su práctica profesional, y descata una anécdota sucedida junto a ella:


“Una anécdota, y que marca, el haber conocido a la maestra Amaya, en un congreso, en el que me acerqué tras previo haber leído su libro como si fura la biblia y tras acabar su magistral ponencia y bajada de la tribuna (¿te acuerdas?, te acribille a preguntas de tu libro magistral de TSC pionero en España y tú, pacientemente y con astucia e inteligencia, no sólo me aclaraste mis dudas, si no que me diste algunas claves para ejercer el TSC, que hasta hoy, me sirven de base de mi práctica. Gracias por tu maestría y regalo personal.”

Cuando le preguntamos qué ha supuesto para él esta acreditación responde lo siguiente:



Lo primero, un susto, o bofetada de la realidad, porque cuando se reciben este tipo de premios, quiere decir que estás ya viejo, cerrando ciclos, broma y realidad, aparte. Agradecimiento por algo que uno no espera, y acojone, por lo que supone, seguir dando la talla o intentarlo, sabiendo que este reconocimiento te hace visible, donde algunas personas tendrán curiosidad por leer las aportaciones y otros/as, como decimos en Canarias “se arrugarán el hocico y dirán “lo que faltaba y hay que ver”. Pero ante todo, gracias porque el equipo del IETSC ha sido capaz de valorar mis aportaciones al TSC a lo largo de esta trayectoria profesional apasionante que se llama Trabajo Social.


Gracias por tanto Maestro Herrera.



 

A continuación puedes leer la ENTREVISTA COMPLETA que le realizamos con motivo de la entrega de este reconocimiento.



1. ¿Podrías contarme algunas de las dificultades profesionales has tenido que afrontar durante todos los años que llevas trabajando activamente para desarrollar la especialidad terapéutica del Trabajo Social (Trabajo Social Clínico)?

2. ¿Podrías contarme algunas de las cosas de las que te sientes más orgulloso/a en tu carrera profesional (en relación al Trabajo Social Clínico)?

3. ¿Cómo crees que ha evolucionado el Trabajo Social Clínico en los últimos años?

4. ¿Qué cosas crees que han de hacerse para consolidar la especialidad en España?

5. ¿Qué ha supuesto para ti recibir la acreditación como Maestro/a Honoris Causa en Trabajo Social Clínico?

6. Si quieres comentar algo más…



 


MAESTRA CARME ROVIRA ALER


Carmen Rovira Aler es trabajadora social catalana, con más de 25 años de experiencia profesional en el servicio atención primaria del sistema sanitario y pionera en la aplicación de la Terapia Racional Emotiva Comportamental (TREC) en los servicios de Trabajo Social. Ha llevado a cabo un importante trabajo de investigación científica de la intervención terapéutica del Trabajo Social desde este modelo, así como numerosas publicaciones. Todo ello sin alejarse de la práctica profesional y la intervención directa con las personas.





Ha conseguido con su práctica profesional e investigadora demostrar el impacto y eficacia que tiene la intervención clínica del Trabajo Social en variables como "la disminución en el consumo de psicofármacos, disminución de la frecuentación médica, mejora de la calidad de vida y el estado anímico".


Ha sido una firme defensora de la competencia que tiene el Trabajo Social para hacer terapia, de una forma rigurosa, científica y siempre con una visión interdisciplinaria del abordaje del malestar psicosocial.


Afirma en la entrevista que le hemos realizado que cuando comenzó a ejercer el Trabajo Social hace 25 años, y a desarrollar intervenciones terapéuticas, no sabía que lo que estaba haciendo era Trabajo Social Clínico.


A partir de leer y formarme con Amaya Ituarte y Josefa Fombuena, ya empecé a decir que: “Yo también hago trabajo social clínico”.

Una de las cosas de las que más orgullosa se siente en su carrera profesional es de la mejoría que experimentan las situaciones de las personas atendidas tras la intervención, así como formar parte de un equipo interdisciplinar de investigación en Trabajo Social Clínico.



Lo primero que pensé: “que mayor soy......” cuando recibes este tipo de acreditación te hace pensar que hay alguna cosa que habrás hecho bien. Siempre es agradable recibir reconocimientos hacia tu trabajo, pero no por ello debemos bajar la guardia, porque sí, soy mayor y tengo que aprovechar los años laborales que me quedan para seguir atendiendo el malestar de las personas, poder seguir formando a profesionales que quieran aprender y sumarse a la investigación en Trabajo Social Clínico. Y como decía mi compañera y amiga Mar Peña: ¡¡El TSC tiene mucho poder!!




 

A continuación puedes leer la ENTREVISTA COMPLETA que le realizamos con motivo de la entrega de este reconocimiento.



1. ¿Podrías contarme algunas de las dificultades profesionales has tenido que afrontar durante todos los años que llevas trabajando activamente para desarrollar la especialidad terapéutica del Trabajo Social (Trabajo Social Clínico)?

2. ¿Podrías contarme algunas de las cosas de las que te sientes más orgulloso/a en tu carrera profesional (en relación al Trabajo Social Clínico)?

3. ¿Cómo crees que ha evolucionado el Trabajo Social Clínico en los últimos años?

4. ¿Qué cosas crees que han de hacerse para consolidar la especialidad en España?

5. ¿Qué ha supuesto para ti recibir la acreditación como Maestro/a Honoris Causa en Trabajo Social Clínico?


Gracias por tanto Maestra Rovira.




EL GALARDON


Los Maestros y Maestras Honoris Causa son personas especiales y de gran valor para la profesión. Por esa razón desde el IETSC hemos creado un galardón que pudiera estar a la altura de un reconocimiento de este nivel. Para ello hemos encargado la obra al alfarero tinerfecho Juan Manuel Pérez García, conocido como Meme. Ha creado un trabajo de alfarería único y pensado específicamente para este reconocimiento.





El Galardón Maestro Honoris Causa tiene tres elementos principales:


  • La mano, como símbolo del trabajo y el esfuerzo que supone hacer una carrera profesional comprometida y destacada, y también como símbolo de el

  • El libro, en representación del grado de conocimiento y experticia alcanzada en la especialidad del Trabajo Social Clínico, y la capacidad y competencia para acompañar a otras profesionales en el proceso de desarrollo de su carrera.

  • La pluma, como símbolo de la capacidad, compromiso y generosidad que se demuestra al ser capaz de comunicar el conocimiento adquirido a lo largo de la carrera profesional.

Estamos muy orgullosos del trabajo realizado por Meme con esta obra, y sabemos que ha resultado muy ilusionante para Carme y Juan recibirlo y poder conservarlo en su hogar.


Durante el primer trimestre de 2023 entregaremos otros reconocimientos de Maestros Honoris Causa que ya venimos planeando.


Continuamos luchando por la legitimidad y consolidación del Trabajo Social Clínico en España y Latinoamérica.








245 visualizaciones0 comentarios